dengue, arma química contra el pueblo cubano, no contra cuba.

DENGUE ¿GUERRA BIOLÓGICA?

Informes desclasificados de la CIA prueban que en 1962 pusieron en práctica acciones biológicas.
Las investigaciones condujeron a que la epidemia fue introducida en territorio cubano por agentes del gobierno de EEUU.
Por diario Digital Global

Siembra bacteorológica:

La guerra biológica de Estados Unidos contra Cuba revela que en el pasado países como Cuba fueron víctimas de ataques bacteriológicos por parte de Estados Unidos, los cuales están apoyados por documentos desclasificados de ese país.
Antecedentes de como en distintos países del mundo especialmente en América Latina, el dengue fue un instrumento de disciplinamiento social.

Algunas veces en periodos electorales, en conflictos bélicos o para neutralizar transformaciones sociales y económicas.

 

Argentina como Bolivia, Venezuela y Paraguay caminan el sendero de un fuerte recupero del estado nacional para combatir el modelo conservador de los últimos cincuenta años.

 

Los organismos de seguridad y control suelen actuar como los principales operadores en la siembra bacteorologica con apoyo mediático.

 

Las acusaciones al grupo Goldman Sach-Clarín es parte de como abruptamente en menos dos meses irrumpieron temas en la agenda comunicacional: inseguridad, hurto del espacio público y las acciones colectivas de agro-exportadores, brote de dengue y una inflación no por incremento de demanda, sino por aumentos de precios e los concentrados de la economía.

¿GUERRA BIOLÓGICA?

-Conservadores estadounidenses y de América Latina tienen una larga historia de experimentación, en sujetos humanos que desconocen el experimento, la cual va desde el comienzo del siglo pasado. Tanto empresas privadas, el ejército y organismos de seguridad y control han usado poblaciones humanas ignorantes de los hechos, para probar varias Teorías. Los siguientes ejemplos han sido tomados de información desclasificada el año 1977 y de otras fuentes particulares. Varias de ellas involucran incidentes que aún permanecen con un origen desconocido y que no pueden ser explicados totalmente.

 

El abrupto brote de dengue en plena crisis del país mas influyente del planeta y donde América del sur esta mejor preparada para soportar sus consecuencias, irrumpen temas como la inseguridad, el dengue, desinformación, manipulación y una alza de precios, mientras EE.UU. y Europa deflacionan su economía.

La guerra biológica de Estados Unidos contra Cuba revela que en el pasado países como Cuba fueron víctimas de ataques bacteriológicos por parte de Estados Unidos, los cuales están apoyados por documentos desclasificados de ese país.

 

El artículo dice en parte: -Informes desclasificados de la Agencia Central de Inteligencia (CIA por sus siglas en inglés) prueban que en fecha tan temprana como 1962 pusieron en práctica acciones biológicas. Según esas fuentes, en 1961-62, la CIA organizó la vasta Operación Mangoose (Mangosta), que incluía incapacitar a los trabajadores azucareros durante la cosecha, utilizando medios químicos para enfermarlos.

Posteriormente, añade: -La página más horrible de la guerra biológica fue la introducción del dengue hemorrágico. Entre el primero de junio y el 10 de octubre de 1981 se notificaron 344.203 casos de dengue; pero de ellos más de 30 mil eran casos hemorrágicos y 10 mil cumplían todos los criterios de la Organización Mundial de la Salud para ser considerados fiebre hemorrágica y choque por dengue.

Pero no sólo se introdujo el virus, sino que se negó la posibilidad de adquirir en Estados Unidos el abate, producto químico para eliminar el agente transmisor, el mosquito Aedes aegypti. Hubo que desplazar aviones a Europa y Japón para adquirirlo.

La Demanda del Pueblo Cubano al gobierno de Estados Unidos por daños humanos, proceso judicial que culminó en una condena al país agresor en mayo del año 2000, señala: -Las investigaciones y los estudios minuciosos llevados a cabo condujeron a la evidencia de que la epidemia fue introducida deliberadamente en el territorio nacional por agentes al servicio del gobierno de Estados Unidos.

-Especialistas norteamericanos en guerra biológica habían sido los únicos en obtener una variedad de mosquito Aedes aegypti sensiblemente asociada a la transmisión del virus dos, (que fue el que entró a Cuba y no estaba circulando en ese momento en el mundo. NR) según informó el coronel Phillis Rossell, en el XIV Congreso Internacional del Océano Pacífico, efectuado en 1979, solo dos años antes de que se desatara la brutal epidemia en Cuba.

-Constituye un elemento significativo el hecho de que en 1975 el científico norteamericano Charles Henry Kalisher, en una visita a Cuba, se interesó y obtuvo información sobre la existencia de anticuerpos al dengue en la población cubana y la no existencia en la misma, por lo menos en 45 años, de anticuerpos del virus dos.

-En el juicio celebrado en 1984, en Estados Unidos, contra Eduardo Arosena, cabecilla de la organización Terrorista Omega 7, este confesó paladinamente haber introducido gérmenes en Cuba y reconoció que la fiebre del dengue hemorrágico fue introducida en la Isla a través de grupos afines de origen cubano radicados en Estados Unidos.

 

Estas son pruebas, y no mentiras como la del subsecretario del Departamento de Estado, John Bolton, al fantasear que La Habana produce armas biológicas.

1985

Una erupción de fiebre Dengue azota Managua, Nicaragua, poco después del aumento de las misiones aéreas de reconocimiento por parte de Norteamérica.

 

Casi la mitad de la población de la importante ciudad fue presa de la enfermedad y varias muertes han sido atribuidas a la erupción.

 

Fue la primera de tales epidemias en el país y la erupción fue casi idéntica a aquella que golpeó Cuba unos años antes (1981).

Las variaciones de la fiebre del Dengue fueron el foco de muchos experimentos en la locación de pruebas de Guerra Biológica del ejército en Ft. Dietrick, Maryland antes de la prohibición en tales investigaciones en 1972.

1981

Más de 300,000 Cubanos han sido afectados por la fiebre hemorrágica Dengue. Una investigación de la Revista Covert Action Information Bulletin que investiga las huellas de varias inteligencias alrededor del mundo, sugirió que esta erupción era el resultado de una descarga de mosquitos realizada por los contrarrevolucionarios Cubanos.

 

La revista rastreó las actividades de uno de los operativos de la CIA desde una localidad en Panamá con las conexiones cubanas alegadas.

 

Durante los últimos 30 años, Cuba ha sido sujeto a un enorme número de erupciones de enfermedades humanas y enfermedades en las cosechas que son difíciles atribuir a causas naturales completamente.

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, estimó necesario investigar la presunta aparición del serotipo, tras denuncias de la inmunóloga Nancy González, jefa de cátedra en la Facultad de Medicina de la Universidad de Zulia (LUZ).

A principios de semana la experta alertó sobre la presencia de esta variante del virus que ataca principalmente al hígado, detectado en ese estado occidental venezolano que concentra 25 por ciento de los casos de la enfermedad en el país.

Según el diario zuliano Panorama, en una reunión ayer con la directora del Sistema Regional de Salud, Janine Perozo, González, ratificó que existe una sospecha clínica firme, primer paso para que ocurra un evento científico.

La situación recuerda la guerra biológica de Estados Unidos contra Cuba; la introducción en 1972 del virus de la fiebre porcina y entre 1979 y 1981 de plagas que afectaron personas y cultivos, incluyendo el dengue.

La emisora YVKE Mundial y la publicación electrónica Aporrea, entre otros medios, difundieron partes de un artículo de Juan Hermida, de la Agencia Nacional de Información (AIN) con evidencias de la guerra biológica contra Cuba.

-El análisis recuerda que en la isla fueron introducidos dengue, conjuntivitis hemorrágica, roya de caña de azúcar y moho azul del tabaco, expresión de la Operación Mangosta de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), probada por documentos desclasificados.

La fuente recuerda que ante un jurado estadounidense, Eduardo Arosena, líder del grupo terrorista Omega 7, reconoció en 1984 haber participado en una operación para introducir gérmenes como parte de la guerra biológica, la cual incluyó el dengue hemorrágico.

El coronel Phillis Rossell, reveló en 1979, que especialistas norteamericanos habían sido los únicos en obtener una variedad de mosquito Aedes aegypti asociada al virus dos, el que entró en Cuba dos años y no estaba circulando en ese momento en el mundo.

 

http://www.diariodigitalglobal.com.ar/

http://www.loboalpha.com.ar/78ultimomomento.htm